Verano no siempre es sinónimo de vacaciones y relax, sobre todo para los autónomos. Según datos del Instituto Santalucía, el 75% de los autónomos trabaja aunque esté de vacaciones. En ocasiones, se ven obligados a seguir desarrollando su actividad por miedo a perder clientes.

¡Autónomo! Aprende a relajarte en vacaciones

Tomar vacaciones resulta muy beneficioso para nuestro organismo. Nos libra del estrés, nos permite realizar otras actividades, recuperamos energías y mejora nuestro rendimiento y creatividad. Algunos de los principales consejos para que un autónomo pueda disfrutar de las vacaciones son:

  • Ten en cuenta los proyectos y entregas que hay que realizar durante el periodo vacacional, adelanta el trabajo de esos días y determina tus objetivos 
  • Planifica bien: comienza a planear tu escapada con anticipación y encuentra el modo de parar unas semanas. Puedes intentar ir ahorrando algo de dinero todos los meses para cubrir tu salario en caso de que durante tus vacaciones tu facturación se detenga. Y en ocasiones es posible adelantar el trabajo para dejar unos días despejados
  • Fija un contacto de emergencia en tu ausencia o encomienda a otra persona para que solucione las tareas inaplazables. Concreta qué es una emergencia y qué no, ya que son días para tomarte una pausa y no para atender al teléfono
  • Avisa a tus compañeros de tu esencia debido a las vacaciones. Envíales un correo electrónico que informe de la desaparición en el puesto de trabajo y deja el teléfono del contacto de emergencia
  • Notifica a tus clientes los días de descanso. A través de los canales que de forma habitual se comunique la empresa con sus consumidores, ya sea a través de tus redes sociales o la página web. Intenta personalizar la atención sobre todo, en los clientes habituales
  • Si no puedes desconectar por completo, establecer un tiempo máximo para el trabajo. Por ejemplo, establecer 10 minutos al día o 2 horas a la semana para atender el negocio 
  • Mantener la actividad en las redes sociales. Programa contenido para seguir teniendo actividad y presencia en el mundo digital y los compradores no se olviden de nosotros 

Disfruta del verano y del tiempo libre

En definitiva, los autónomos necesitan vacaciones. El verano, si se exceptúan sectores como la hostelería o la restauración (donde aumenta el movimiento), es por lo general la época donde baja el ritmo, con más tiempos muertos y reducciones de horario. Esto no quiere decir que no vayan a surgir problemas u oportunidades de negocio por lo que siempre hay que estar al tanto. Se recomienda planificar el trabajo con tiempo, repasando todos los proyectos que están pendientes y cerrando todos los temas antes de irse de vacaciones. Además es preferible organizarse con los clientes para que sean conscientes de la situación. 

Desde RE/MAX Urbe II, te animamos a que cojas unos días de descanso para recargar las pilas y volver con mas fuerza que nunca. ¡Disfruta el verano!